Los consejos de ciencia y tecnología en América Latina

Éxitos y Fracasos del primer decenio

Por Eduardo Amadeo
Comercio Exterior, Vol. 28, num. 12. México, diciembre de 1978.

Introducción:

Por lo común, se espera que un trabajo de este tipo haga un análisis más o menos crítico de los resultados obtenidos por los consejos nacionales de ciencia y tecnología (que en adelante llamaremos “consejos”), y finalice con recomendaciones acerca de las maneras más convenientes de mejorar su desempeño. Creo, sin embargo, que el problema es algo más complejo. Ante todo, no es posible estudiar los consejos “en sí”, aislados de la compleja realidad en la que nacieron y que hoy los condiciona. Sin embargo, y creo que esto es más importante aún, no es posible analizarlos con la misma perspectiva teórica en la que se basó su nacimiento y que hemos seguido usando como paradigma durante diez años. Con este planteamiento, examino primero la concepción teórica desarrollada en América Latina durante el último decenio con referencia a los problemas de planificación científica-tecnológica. En la segunda parte describo las condiciones en las que nacieron y se desarrollaron los consejos y, finalmente, analizo la experiencia de cuatro países. En las conclusiones intento presentar algunas ideas acerca de otro enfoque posible de este problema, que pueda tener relevancia analítica y – por tanto- política.

El marco analítico:

Desde mediados del decenio de los sesenta un creciente número de investigadores, provenientes de variados campos de las ciencias sociales y la ingeniería, comenzó a preocuparse por los problemas vinculados con la generación, la transmisión y el uso del conocimiento científico en los países subdesarrollados, en especial los latinoamericanos. Poco a poco se fue formando un cuerpo de conocimientos de  límites imprecisos que alguien dio en llamar genéricamente “ciencia de la ciencia”. Estructura institucional, administración de la ciencia, transferencia de tecnología, innovación, fueron algunos de los temas sobre los que se escribió en abundancia y que pasaron a formar parte necesaria de cualquier análisis de la problemática del subdesarrollo.

Algunos de estos estudios tuvieron un efecto político muy significativo. Tal vez el mejor ejemplo lo constituyen los trabajos de Constantino Vaitsos y del Pacto Andino, que inspiraron la creación de los registros de contratos de transferencia de tecnología durante los años setenta y les dieron sustento analítico.

En el caso de la planificación y ejecución de políticas de ciencia y tecnología (CT) las acciones llevadas  a cabo también contaron con el apoyo teórico de varios autores y, sobre todo, de organismos internacionales.

Lectura de la investigación completa.

 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *